viernes, 4 de julio de 2014

COMO CONOCÍ A VUESTRA MADRE. Temporada 9. Y se acabó.


Un día tranquilo en el trabajo un compañero puso en el ordenador un capítulo suelto de la serie Como conocí a vuestra madre. Yo no la conocía, pero él insistía en que me iba a gustar, ¡cómo me conoce!, porque esa misma noche cuando llegué a casa le dije a mi mujer "Cariño, hoy vamos a empezar a ver una nueva serie que nos va a encantar".

Una serie con el humor por bandera, sabiendo combinar elementos absurdos con situaciones más absurdas aún y pilotada por grandes actores -resaltando el homosexual Neil Patrick Harris encarnando irónicamente al hombre más heterosexual que ha conocido la televisión, Barney Stinson-, Como conocí a vuestra madre es una serie que deberías de ver si aún no lo has hecho.

Unos años después y tras nueve temporadas CCAVM ha llegado a su fin con una gran cantidad de seguidores decepcionados con la resolución final de la serie. Mi opinión la daré más tarde, pero antes analizaré brevemente el rumbo que tomó la serie en sus últimas temporadas.


Siempre pasa y yo aún no conozco ninguna excepción; las series de TV sufren un continuo desgaste, los personajes dejan de sorprender, los argumentos se vuelven demasiado enrevesados o predecibles y si es una comedia, el humor que desprende se vuelve más insípido. Y esto es lo que le ha pasado a CCAVM, cosa normal tras nueve temporadas. Soy de los que piensan que una serie de televisión no hay que alargarla en demasía porque acabas con su frescura y estropean la experiencia global que puede brindarte. 

CCAVM empezó a flaquear a partir de la sexta temporada. Aunque de vez en cuando veíamos algún episodio realmente sobresaliente, la norma era que éstos fueran más del montón. No obstante hay que reconocer que aunque la calidad de la serie cada vez fue a peor, nunca ha dejado de ser buena. Es más, me atrevería a decir que entre todos sus capítulos tal vez haya habido solamente uno o dos reguleros.


Ahora, sobre el final de la serie, a mí me ha gustado bastante. Tal vez no haya sido un final épico, pero para mí ha cumplido con las expectativas. De aquí al final de artículo todo son SPOILERS Aunque es verdad que decepciona que dos temporadas enteras hayan sido destinas a la boda de Barney y Robin para que en el último episodio se divorcien, creo que ha sido muy acertado que finalmente Ted acabase con Robin, porque leñes, ¡ha estado toda la serie colado por ella! 

Lo que sí puedo decir es que no me ha gustado la resolución del personaje de Barney, que sigue siendo un mujeriego que se queda prendado de una hija no deseada de una mujer cuyo nombre desconoce. Sinceramente, no sé que pretendían hacer con ese personaje, pero me dejó un sabor amargo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...