jueves, 1 de mayo de 2014

MALCOLM IN THE MIDDLE. Temporada 2


De forma lenta pero constante voy visionando junto a mi mujer diferentes series de televisión. Aunque en nuestro caso no le dedicamos demasiado tiempo a la televisión por lo que hay semanas en las que a veces no vemos ni un solo episodio de las series que tenemos pendientes.

Por lo general vemos puras comedias por el simple placer de divertirnos y reírnos, pero no somos de risa fácil y tonta (vamos, que no nos veréis disfrutar de alguno de los capítulos nuevos de Los Simpson). Tenemos un humor que responde más ante estímulos sarcásticos, burlescos e hiperbólicos. La exageración intencionada me transmite casi irremediablemente buen humor. La última temporada que hemos terminado es la segunda de la serie de televisión Malcolm in the middle.


Estoy convencido que el que más o el que menos conoce de la existencia de esta pequeña joya. Seguro que como mínimo algunos se habrán topado en mitad de algún capítulo haciendo zapping y habrán terminado de verlo por lo ridículamente exagerada que es la familia protagonista. 

Malcolm es un genio superdotado que ocupa el segundo puesto como hijo más pequeño de cuatro hermanos que tiene a cada cuál más extravagante y obscenamente garrulos. Lois, la madre de la familia es una controladora empedernida con una mentalidad obsesiva-compulsiva que a voz de grito consigue a duras penas atisbar un poco de orden en tan singular familia. El padre que podría parecer la persona más normal es basicamente un niño grande que se deja llevar por las decisiones de su mujer.

Logicamente, el choque de personalidades, así como la retorcida inteligencia de Malcolm y las malas intenciones del resto de hermanos hace que los protagonistas vivan todo un sin fin de situaciones inverosímiles con sorprendentes y divertidos desenlaces. No estamos ante un humor inteligente y sofisticado precisamente, pero sí un poco rebuscado en ocasiones y con un altísimo componente de crítica a la familia media estadounidense.


En esta segunda temporada la serie ha mejorado. Los personajes están mejor definidos y aún se la nota fresca y llena de posibilidades. Habrá que ver como son las siguientes temporadas, pues ya sabemos que la tendencia en las series de televisión es que una vez que empiezan a ir cuesta bajo, no vuelven a ser lo que eran antes por mucho que lo intenten... espero que Malcolm in the middle tarde en llegar a ese punto de inflexión. Sea como sea, os recomiendo que veáis al menos hasta aquí, pues os encontraréis con una serie muy divertida y entretenida.


1 comentario:

  1. Uf, esta serie la veía yo los findes por la mañana en el Antena 3 y me encantaba, nos reíamos mucho con ellos. Pero no sé ni qué temporadas vi, ni siquiera si iban por orden los capítulos, porque ya sabes cómo son los de la tele. ¡Un saludo!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...