martes, 11 de febrero de 2014

Aquellos maravillosos momentos. RESIDENT EVIL 2


¡Bendita nostalgia! Muchas veces cuando recordamos un juego, una película, un libro, una canción y en general cualquier cosa de un tiempo pasado, las experiencias que vivimos en el momento exacto en que disfrutamos de ellos es lo que le da cuerpo y sentimiento a la nostalgia. Para que nos entendamos y poniendo un ejemplo, puede que recordemos con cariño una película o una canción, no por su calidad, sino por que cuando los disfrutamos estábamos con una persona especial o lo pasamos especialmente bien.

Y de eso es lo que voy a hablar ahora, de algo que me pasó jugando al Resident Evil 2 y que me marcó de tal manera que siempre que pienso en ese juego, no puedo evitar acordarme de lo que me ocurrió y que hace que RE2 sea mi juego favorito de la saga probablemente por nostalgia.

Corría el año 1998 cuando pegué el salto de NES directamente a PSX y no sería hasta unos cuantos años más tarde que jugué a varios juegos de las consolas de generaciones intermedias, por ello el impacto que me supuso jugar a la primera PlayStation fue brutal. Es más, uno de los primeros juegos que jugué fue al Resident Evil 2 que me dejó un amigo. Cuando lo llevé a casa y lo metí en la consola, mi padre y yo nos quedamos impresionados con la introducción. ¡Era más parecido a una película que a un juego! Por otro lado, acostumbrados al mando de dos botones de NES, el pad de PSX se nos hacía sumamente complejo, así que durante las primeras horas que jugamos no hacíamos otra cosa que morir bajo las fauces de los zombis.

Los pelos como escarpias

Recuerdo que el día que llevé el juego, mi padre y yo empezamos a jugar sobre las diez de la mañana, nos quedamos enganchadísimos y como no teníamos memory card, cuando llegó la hora de la comida, dejamos el juego en Pause, devoramos un guiso de patatas y costillas y continuamos la partida con ansia viva. Acostumbrados a la NES y su falta de memoria, no se nos hacía raro pasarnos el juego de tirón sin grabar la partida.

Pero llegó un momento crucial sobre las nueve de la noche; el juego no parecía estar cerca de su final, llevábamos todo el día jugándolo y nos dolía volver a empezar desde cero el día siguiente. Así que mi padre me sorprendió cuando me dio 2.000 pts y me dijo "hijo, corre al Continente y compra una tarjeta de esas antes de que cierre. ¡Corre hijo, corre!" Yo me emocioné pues sabía que mis padres habían hecho un esfuerzo económico tremendo para comprarme la consola y no pensé que me fuesen a comprar la memory card nunca, además, más me alegraba saber que al día siguiente podría continuar la partida de Resident Evil 2. Por ello no dudé en ir a comprarla y dije a mi padre que no tocara el mando para que no lo mataran ahora que habíamos llegado tan lejos.

"No cierres Continente que allé voyyyy..."

Así que haciendo caso a mi padre corrí, corrí cual Forrest Gump por las calles lúgubres de Parla al borde de un ataque de asma para llegar al Continente (para los que no lo sepáis, son los antiguos Carrefour). Ignoré a yonkis, gitanos y parleños de buen hacer que me miraban corriendo cual delincuente, llegué a tiempo a la tienda y compré mi preciada Memory Card. Volví a casa medio muerto, con dificultad para respirar pero con aire triunfante pues salvaríamos la partida del juego.

Cuando abrí la puerta de mi casa vi a mi padre sentado en el sofá, inclinado hacia adelante y tapándose la cara con las manos. Al escucharme llegar me miró y me dijo con la voz de la vergüenza y la decepción: "Hijo, me acaban de matar los cuervos".

El enemigo más débil de RE y talón de Aquiles de mi Padre

Sinceramente, fue ese un día tan intenso, y me hizo tanta gracia todo lo que nos ocurrió que sin duda Resident Evil 2 se convirtió en un juego especial para mí y mi padre. Cuando nos juntamos todavía es común que en alguna conversación que tenemos salga el cómo vivimos aquel día.

19 comentarios:

  1. Jajajajaja lo que me he podido reír con la entrada. Te pasó como a mí; pasar de la NES a la PSX era todo un impactazo, aunque yo comencé con otros juegos. Concretamente fueron el Tomb Raider III y otro llamado Jeff Wayne's: The War of the Worlds; también se me hizo un poco caótico el mando, a la par que doloroso por la colocación de las manos, acostumbradas a los rectangulares y finos mandos de NES, pero eso se pasó rápido. En cuanto a la Memory Card me venía con la consola (menudo pack más cojonudo pillé) así que no tuve que hacer de correcaminos para pillarla ^^ Gran anécdota, ya digo, me he reído muchísimo y a mí también me gusta recordar esos tiempos. ¡Un saludo! (Conque de Parla ¿eh? No estamos tan lejos :P)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Viví en Parla hasta los 24 años. Allí siguen mis padres, yo me independicé hace cuatro y ahora vivo en un pueblo de Toledo nada más pasar Navalcarnero. Estoy a 40 minutos de Parla.

      Gracias por comentar!! :D

      Eliminar
  2. uffff yo en RE2 me llevé tremendo susto en aquella escena que los cuervos aparecen de imprevisto cuando rompen un vidrio y te atacan de inmediato. Sin duda has escogido un momentazo, pues yo también lo recuerdo como que fuera ayer.

    yo recuerdo que por aquellas épocas pasaba mi tiempo frente al PC y me topé con el Duke Nukem 3D. El momentazo fue cuando junto con un amigo logramos configurar el modo deathmatch para jugar vía LAN en el centro de cómputo de mi colegio. De inmediato todos quedamos enganchadísimos! Fue una época gloriosa y una muy poco usual en la que en realidad contaba los minutos que faltaban para ir a clases. Hasta que un profesor todo serio y correcto nos descubrió jugando en un recreo, y tristemente la diversión se terminó.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me pasó algo muy parecido en el Instituto, durante un curso tuvimos un profesor enrollado y nos dejaba jugar y configurar los equipos. Luego llegó otro profesor muy malhumorado que nos estropeó todo. En el Instituto jugábamos al Half Life y tengo una anécdota al respecto que la contaré otro día que fue de película, para morirse!

      Gracias por pasarte por aquí compañero!

      Eliminar
  3. Gran juego Resident Evil 2. Yo compré mi PSX y mi PS2 en ese Continente de Parla. Como molaban los años 90.

    ResponderEliminar
  4. Qué gran historia, buenísimo. Me he partido imaginándote corriendo por las calles, con cara de velocidad xDDD. Esos recuerdos de la infancia son los mejores, imborrables. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  5. Para mi es igual que para ti... es el juego que mas me ha impactado. Me quedo con la escena en que Tyrant X atraviesa la pared cuando vuelves del sótano de la comisaria. Puuuuffffff que salto pegue del sofá!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, como agobiaba el cabrón xDD, ahora, cuando sale del depósito de metal fundido al final de juego con esa música de fondo... Diox, qué épico!!

      Eliminar
  6. Jajaja te e imaginao corriendo por la calle pinto o salamanca y por las callejuelas de la torrejon xDD,,,cosa parecida me ocurrio con la memory card de ps2

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pensaba k esto iba a ser para algo del "remake" :P

      Eliminar
    2. Jejeje, más exactamente, corrí principalmente por la calle Felipe II, Av. de América (que por aquella época no había casi chalets construidos ni nada, y por la calle Pinto.

      Un saludo Parleño!!

      Eliminar
  7. Genial la historia xD Y clasicazo donde los haya :D

    ResponderEliminar
  8. jajajajaja!! Buena anécdota!! Resident Evil 2 es y será desde que lo vi mi juego favorito, absoluto.

    Recuerdo que cuando tenía 11 o 12 años (no recuerdo bien), mis padres me compraron el pack de PlayStation donde se incluía el juego del mundial de Francia. Por aquellos entonces mi juego favorito seguía siendo Street Fighter 2, así que, el juego que más me llamaba la atención era el Tekken 3, pero, como buen amante de cine de terror, también me llamaba poderosamente un reportaje de Hobby Consolas, donde se anunciaba un título, una secuela que revolucionaría y agitaría todo el sector del videojuego. Su nombre era RESIDENT EVIL 2.

    Cada día que iva al conservatorio de un pueblo cercano al mío, alquilaba un juego para mi flamante PSX. Tekken 3 y Resident Evil 2 tardaron en llegar al videoclub, y un día, los ví a los dos ahí, relucientes. Los cogí, los miré y dudé. Finalmente me decanté por el Tekken 3. Flipé, sí, pero qué equivocado estuve con mi decisión...

    Al siguiente día de conservatorio, dejé el Tekken 3 y alquilé el tan esperado también RE2. Llegué a casa, introduje el disco y aquello fue amor a primera vista. La mini secuencia introductoria me descolocó, el flechazo llegó cuando le dí a START y sonó un rotundo "rruuueeesideeent iiiiivooool....... chuuuuu.....", y la consumación la consiguió la escena introductoria. Se me calló la babilla, literalmente.

    Cuando tuve que controlar a Claire, no supe como reaccionar. No comprendía ese extraño control. A ver al "muñeco" de frente, pues yo pulsé el botón direccional para abajo. Zombis por todos lados y la tía solo sabía andar de espaldas y chamuscarse viva. Acabé siendo comida de zombi, pero no importaba, ¡¡¡¡¡¡yo estaba alucinando en colores!!!!! Seguidamente, miré el libro de instrucciones y ya compredí ese sistema de control tan complejo, aunque no llegué a la tienda de Kendo. jejeje.

    Estaba súmamente exaltado. Llamé por teléfono al, por aquél entonces, mi mejor colega: "Edu, en cuanto comas te vienes corriendo para mi casa". Llegó y alucinó casi de la misma manera que yo. Recuerdo que esa tarde acabo acudiendo casi todo mi barrio. Casi 15 muchachos apelotonados, embobados mirando aquel prodigio de la tecnología y del terror. Mi madre estaba hasta los huevos de mí: - ¡¡¡ Daviiiiiiiiiid, termina yaaaa con la maquinitaaaaa !!!! - ¡¡ Esperaaaa mamáaaa, que ya casi lo tenemos pasadooooo !!!!!!............... los cojones, no llevabamos ni lo que tardo yo ahora en 10 minutos. jajaja.

    Guardé partida e intenté dormir con la congoja. Cuando lo conseguí tuve la segunda peor pesadilla que recuerdo de mi vida........... pero qué pesadilla tan bonita, leches!!

    Un saludo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, claro, te pasaba como a nosotros, después de todo el día jugando, no llegamos a salir de la comisaría, pero claro, éramos torpes a rabiar y como dices, nos costó bastante rato llegar a la armería de Kendo y eso que solo hay que cruzar una calle xDDDD

      Las nuevas generaciones no sabrán lo que supone vivir un cambio de consola tan drástico como los de aquella época y lo que te marcaba de por vida xD

      Eliminar
  9. Un juegazo, si señor. Todavía recuerdo aquellos momentos que pasé con ese videojuego... de los que no se olvidan.

    ResponderEliminar
  10. Jajaja Muy divertida (y ademas muy bien relatada) tu anecdota. En mi caso en particular, recuerdo que el RE2 fue el 3er juego que compre para psx (luego de tenes una nes, que aqui en Argentina se conocian como Family Games). En esa ocasion me acompaño mi padre a comprarlo, y lo termine comprando por recomendacion de la vendedora. La cual me vendio un solo disco (aqui en Argentina en esa epoca casi no existian los originales), diciendo que el otro basicamente era lo mismo pero con una chica XD. Como nos paso a todos los que vivimos esa transicion, no podia creer lo que veia, era impresionante. El problema fue cuando vi que necesitaba una memory card para salvar mis progresos (el anterior juego que tenia ,small soldiers si mal no recuerdo, se podia usar passwords). Asi que no me quedaba otra que, luego de haber avanzado y perdido un par de veces y volver a empezar de cero, apagar la consola. Asi estuve durante unas semanas, jugando hasta donde podia, y al otro dia volver a arrancar. Obviamente cada vez avanzaba mas pues me iba conociendo al detalle las partes que hacia una y otra vez. Hubo un momento en que estaba bastante avanzado y por un error tonto perdi. Ahi dije basta y me puse a rogar por una memory card, que afortunadamente me compraron (aunque en esa parte se me nublan los recuerdos, por que una vez yo compre una MC a un grupo de chicos malos del barrio -al dia de hoy no quiero saber como la consiguieron- que al vendermela me decian "Y eso trae juegos ahi dentro?, pero no estoy seguro si fue esa mi primera MC o la 2da).

    ResponderEliminar
  11. ¿Por qué no hacen un Remake de este JUEGAZO?

    Nunca llegué a pasarmelo, porque en esa epoca me daba miedo jugarlo...Y me quedé por esa zona, por la de los cuervos rompiendo ventanas en el pasillo.

    Ahora seguramente me los pasaría los dos, el de Leon y el de la tía(¿Clark?)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La chica se llama Claire Redfield y es la hermana de Chris, protagonista del RE5 y 6

      Eliminar
    2. Para el remake la idea es firmar aquí: http://www.petitionbuzz.com/petitions/resi2remake

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...